Empresas en todo el mundo declaran el fin del trabajo en las oficinas

Varias empresas en el mundo les dicen adiós a la oficina como medio centralizado para realizar el trabajo

A raíz de la pandemia por Covid-19, las actividades económicas en el mundo están cambiando y paulatinamente las empresas van adaptándose al trabajo en casa

El nuevo orden y la forma de interactuar de las personas a raíz de la pandemia por Covid-19 será de manera muy distinta. Las actividades humanas tendrán cambios muy marcados que si bien estaban transformando paulatinamente al mundo, ahora se vuelven más drásticos y se tornan agresivos ante una situación jamás vista por la sociedad actual. Tobias Lütke, CEO de la firma canadiense de comercio electrónico Shopify, declaró la a través de un tweet que su compañía puso fin a las actividades laborales en sus oficinas, decidió mantener las instalaciones cerradas hasta 2021 y exhortó a sus empleados trabajar de forma remota.

A partir de hoy, Shopify mantendrá sus oficinas cerradas durante todo 2020 con el fin de poder reestructurar la compañía y adaptarnos a esta nueva realidad. Asimismo, nos mantendremos a la espera de saber si existirán nuevas normas de convivencia dentro de las instalaciones de la compañía ante un futuro después de la pandemia“, declaró Lütke.

La empresa con sede en Ottawa, se convirtió repentinamente en la marca más valiosa de Canadá. En mayo de 2020, llegó a más de 5 mil empleados en todo el mundo y ahora se convirtió en la primer empresa canadiense en brindar a sus trabajadores la oportunidad de laborar desde sus hogares de forma permanente. En Estados Unidos, también las compañías adoptaron estas nuevas medidas de convivencia ocasionadas por la pandemia de Covid-19: TwitterGoogleFacebook y Square autorizaron recientemente a sus empleados trabajar desde sus hogares hasta que se reduzcan las cifras alarmantes de contagios.

Cabe señalar que las marcas de tecnología están permitiendo a la mayoría de sus empleados trabajar en home office hasta finales de año. Aunque muchas personas se muestran ávidas por regresar a sus actividades regulares, no todos tienen ese mismo pensamiento: Varias de las grandes empresas en tecnología parecen competir con el objetivo de no ser los primeros en regresar a las oficinas sino para ser los últimos en regresar a su vida laboral habitual. A pesar de esa situación, otros corporativos como Amazon tiene la intención de volver a sus actividades normales a partir de octubre de 2020.

Esta no es la única razón, incluso después de la emergencia sanitaria realizar home office podrá ser una constante y puede ser protagonista dentro de la vida diaria de muchas organizaciones. Además, este cambio podría traer grandes dividendos a las ciudades, cambiar la ideología de las empresas que durante años han invertido tiempo, y sobre todo dinero, con el objetivo de desarrollar mejores condiciones para sus empleados y poner más atención al hecho de alcanzar objetivos en comparación al tener una empresa basada en actividades laborales con presencia física.

Adoptar el home office podría tener implicaciones importantes: menos congestión de tránsito, ciudades más limpias, una cultura de oficina diferente y mayores ganancias corporativas pero, como todo, podrían existir riesgos. Las empresas tienen la misión de afrontar la nueva realidad y volverse más flexibles en horarios, jornadas laborales y gestionar de mejor manera las estrategias del home office a fin de encontrar un equilibrio entre las ganancias de una empresa y el bienestar de sus empleados.