Empresas españolas tendrán que atender por teléfono en menos de 3 minutos

Resulta que en España el Consejo de Ministros acaba de dar luz verde, en segunda vuelta, al anteproyecto de la Ley de Atención a la Clientela para que esto ya no ocurra.

Aunque hay muchas posibilidades de que este anteproyecto se convierta en una ley, aún le queda camino por recorrer.

Por ejemplo, si se aprueba, las empresas con atención al cliente telefónico tendrán que atender a sus clientes en un máximo de 3 minutos en los servicios generales de información, reclamación y posventa.

Esto significa que si la empresa no tiene el personal suficiente para cumplir con ello, tendrá que contratar a más personas.

Y lo mejor de todo. Todas las reclamaciones generales tendrán que ser resueltas en un plazo máximo de 15 días hábiles. En el caso de las empresas que ofrecen servicios básicos como luz, gas o agua, si hay cortes tendrán que avisar el motivo y cuánto tardarán en restaurar el servicio. Eso sí, antes de que pasen 2 horas.

En este mismo sentido, las empresas no podrán disponer solo de máquinas para resolver los problemas de los clientes, los famosos robots automatizados. en todo momento tendrá que ser atendido por una persona.

El servicio de atención a clientes deberá ser las 24 horas del día por los 7 días de la semana.

¿Qué pasa si esta ley no se cumple en un futuro? La empresa podrá enfrentare a multas de entre 150 y 10 mil euros, pero si las víctimas son consumidores vulnerables o si se repite la falta varias veces, las multas se elevan hasta 100 mil euros.

Con información de Sopitas