Juez ordena garantizar la vida y salud de Murillo Karam, detenido por el caso Ayotzinapa

Un juez federal ordenó garantizar la integridad física y la vida de Jesús Murillo Karam, extitular de la Procuraduría General de la República (PGR) -acusado de los delitos de desaparición forzada, obstrucción de la justicia y tortura- durante su permanencia en el Reclusorio Norte.

A través de una suspensión de plano, Antonio González García, juez segundo de distrito de amparo, concedió que Murillo Karam no permanezca incomunicado y reciba en todo momento la atención médica que sea necesaria.

El juez señaló que el director del Reclusorio Norte debe garantizar las condiciones de dignidad, sanidad, higiene y brindar tratos humanitarios al acusado.

“Deberá evitar cualquier acto que ponga en peligro la integridad física y emocional, así como su vida, procediendo las condiciones mínimas de dignidad, sanidad, higiene y conceder todos los tratos humanitarios al impetrante”, se lee en la resolución.

Se concedió un plazo de 24 horas para que el director del penal, informe sobre el cumplimiento de dicha determinación. 

De no obedecer la medida cautelar debidamente se puede imponer una pena de tres a nueve años de prisión, una multa y la destitución e inhabilitación de tres a nueve años para desempeñar otro cargo. 

Murillo Karam se encuentra en el Reclusorio Norte, luego que el juez de control Marco Antonio Fuerte Tapia le dictó prisión preventiva justificada ante el riesgo de que abandone el país.

La defensa del exprocurador dijo que presentará pruebas periciales a su favor en una nueva audiencia que está prevista para el próximo miércoles, que documentan la llamada “verdad histórica” que su cliente construyó cuando encabezó dicha investigación.

Además, en varios momentos insistieron en su exigencia de permitir a Murillo Karam seguir su proceso en libertad, con base en una pericial médica, en la que se subraya que tiene problemas de salud, argumento que fue desestimado, ya que solamente había tenido ayunos prolongados.

Cabe recordar que cuando fue detenido el viernes pasado afuera de su domicilio, una persona que se identificó como su sobrina, dijo que el exprocurador estaba delicado de salud.

Con información de Latinus